Escojo lo que soy y lo que quiero ser, un fuego nocturno que perdure hasta el amanecer.. Un amor de ayer y un nuevo sol para mañana, un no sé qué hacer mientras miras por la ventana.. Ser la sábana que descubre tu cuerpo... 

martes, 26 de abril de 2011

Ahora...


Ahora se gira para verlo marchar cada vez que se despiden, cuenta los días que faltan y llama con cualquier excusa sólo para escuchar una voz. Ahora todo es jodidamente complicado, porque los sentimientos de los que no consigue librarse no la dejan pensar con claridad. Ni respirar. Y quiere escapar por la puerta de atrás antes de que el dolor se haga insoportable, pero no puede. Está aquí, inmóvil, atrapada. Viviendo siempre a tu lado sin estar contigo. Y odia, odia todo lo que puede y más su aspecto, su pelo, sus botas, su forma de hablar, que lea su pensamiento, que tenga razón. Tenerlo cerca y no tenerlo. Que siempre esté. Odia no poder odiarlo. Porque no lo odia ni siquiera un poco, nada en absoluto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario